Blogia
Blog de Mª Victoria Aguiar Perera

Medios de Comunicación de Masas

Medios de Comunicación de Masas

 

En este apartado podemos reflexionar sobre el papel de los MCM en la educación. Pueden comenzar leyendo el artículo que les adjunto del País y entrar en el apartado de enlaces en la dirección web, que les lleva a una demos de un videojuego educativo. http://www.elpais.com/articulo/sociedad/videojuego/parte/escuela/elpepisoc/20081120elpepisoc_1/Tes

 

 

 

 

 

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

74 comentarios

ESTHER PERDOMO -

Cualquier persona podría sorprenderse al escuchar que en la actualidad es necesario educar con y a través de los videojuegos, pues siempre han sido “antónimos” de educación, de la escuela, formando parte del tiempo de ocio.
En mi opinión cualquier elemento que forme parte de la vida cotidiana de niños y jóvenes puede y debe ser susceptible de tener un lugar en la educación, es necesario educar para su uso y educar a través de su uso.

No pongo en duda de que muchos videojuegos pueden ser educativos y que pueden apoyar y facilitar el aprendizaje que el alumnado de hoy en día requiere, pero creo que es importante saber elegir muy bien qué tipo de videojuegos se pueden utilizar y cómo.

Lo que yo conozco me lleva a afirmar que la mayoría de los videojuegos que les gusta a los chicos son los de violencia, en los que tienes todo tipo de armas y cuyas misiones pasan por matar a muchas personas. Por otro lado, he visto videojuegos en los que para poder continuar tienes que resolver diversos problemas, de lógica, laberintos, puzzles,… este tipo de videojuego, por ejemplo, creo que si tiene cabida en la escuela.

Pero, ¿cómo encontrar un juego que se adapte a los contenidos de la materia?, ¿o eso tiene menor importancia?

Con muchos videojuegos se pueden simular situaciones reales de la vida, entonces, ¿estas deben ser sustituidas?, ¿o se debe aprender de forma simulada para luego aplicarlo a la vida real?

Creo que, como todo, es bueno en su justa medida y siempre teniendo presentes unas actividades y unos objetivos muy claros y concretos, sin dejar el aprendizaje en manos de la tecnología en sí y sin olvidar que aún hay conocimientos y destrezas que pueden y deber ser aprendidas sin las nuevas tecnologías, como la interacción social, las habilidades manuales, la actividad física,…

José Javier Torres Cabrera -

Como mencionaba en el artículo, los profesores deben utilizar los videojuegos como sistema educativo. Todos sabemos que la enseñanza tradicional ha perdido protagonismo en los centros educativos, debido a un nacimiento de nuevas tecnologías, de carácter lúdico y formativo. Hacemos referencia a los nuevas tecnologias, en este caso, a los videojuegos, desvalorizado como medio educativo por parte de los profesores en el proceso de enseñanza – aprendizaje. Cierto es, que los niños abusan demasiado horas a esta tecnologías y aparece la necesidad de limitar las horas frente a la consolas. Ahora bien, si utilizamos de forma apropiada los videojuegos con finalidades educativas, desarrollaremos un aprendizaje integral en el niño y un aprendizaje de mayor calidad.

yaiza castellano -

Son los video-juegos un nuevo recurso para las estrategias de enseñanza - aprendizaje por parte de la parte docente de las escuelas tradicionales acercando el mundo real o irreal a los niños de forma que los prepara para para la incorporación a la sociedad. Los juegos interactivos de forma educativa ayudan a que los alumnos entiendan mejor la sociedad actual, la historia, el momento en el que vivimos, ayuda a las comunicaciones interpersonales así como familiares y comprendan diferentes momentos en los que vivimos como puede ser la crisis económica. Juegos como los sims hacen creer que la persona es un ente virtual en la sociedad real. Crean su propio entorno y se relaciona en el.

Lydia Zabalegui Marco -

MEDIOS DE COMUNICACIÓN DE MASAS: LOS VIDEOJUEGOS

En mi opinión, la idea de introducir videojuegos dentro del aula de la clase como material de aprendizaje en las diversas asignaturas me parece complicado ya que hay una falta de recursos (ordenadores) para los alumnos.
Estoy conforme con el artículo en el hecho de que siempre y cuando los juegos tengan un carácter educativo, y diciendo esto, no excluyo los juegos bélicos ya que estos también pueden impartir cierta clase de conocimientos. Por ejemplo, yo aprendí mucho sobre las guerras chinas, sobre la II Guerra Mundial y la Guerra fría gracias al juego AGE OF EMPIRES, que es un juego bélico de estrategia.
También estoy de acuerdo con que el ocio electrónico ya no es cosa de quinceañeros. Por ejemplo, nuestra generación ha crecido con los videojuegos y conforme vas creciendo no los dejas a un lado ya que es algo cotidiano en tu vida. Cada vez más gente madura sigue utilizando los videojuegos, de ahí que la industria del videojuego cada vez lanza al mercado nuevos juegos dedicados a este sector de la demanda.

Omayra Vega Viera -

Es cierto que actualmente los niños están totalmente inmersos en los videojuegos pero la idea de incorporarlos al proceso de enseñanza-aprendizaje no deja indiferente a algunos puesto que, la percepción de muchos sobre el impacto de utilizar videojuegos en las escuelas se distancia de hacer efectivas ese tipo de experiencias, ya que creen que los videojuegos podrían generar conductas “antisociales”, e incrementar las situaciones de violencia.
Sin embargo los videouegos no dejan de ser otras actividades que realizadas en exceso, podrían tener efectos negativos si se sobrepasa un tiempo razonable, pero si se respetan unos hábitos de juego (por ejemplo, tiempo adecuado, entorno, moderación de juegos en línea, etc.) la actividad puede considerarse satisfactoria y segura.
Los videojuegos incluyen diversos beneficios pedagógicos. Pueden desarrollar habilidades cognitivas, espaciales y motoras y mejorar las habilidades en las TIC. Se pueden enseñar hechos (conocimientos, memorización, repeticiones), principios (relación causa-efecto) y resolución de problemas complejos y aumentar así la creatividad o aportar ejemplos prácticos de un concepto y reglas que son difíciles de ilustrar en el mundo real. Pueden ser muy útiles a la hora de realizar experimentos peligrosos en la vida real, como es el uso de compuestos químicos tóxicos. A pesar de sus características pedagógicas, no todos los juegos se diseñan con ese objetivo pero todos incluyen cualidades pedagógicas para incitar y promover las habilidades cognitivas de los estudiantes.

JORGE MANUEL VEGA HERNÁNDEZ -

COMENTARIO DE JORGE MANUEL VEGA HERNÁNDEZ (3ºI): Los juegos de ordenador son una incuestionable herramienta de aprendizaje para los niños, para la sociedad en general: suponen un evidente cambio de estrategias en el ámbito de la educación, y resulta inconcebible entender la escuela sin dichos instrumentos, forzando a alumnos y docentes a acompasarse en el aprovechamiento didáctico de este tipo de juegos. Sin embargo no ha de olvidarse que en ningún caso sustituyen las experiencias directas de la vida real (no digital).

Sara Pachón Ramírez -

El videojuego suele estar asociado con la violencia, debido a los comportamientos violentos que muestran, sobretodo, los adolescentes por el uso continuo de estos. Sin embargo, se ha estado incentivando el uso de los juegos o videojuegos educativos en las escuelas, pero se ha comprobado que finalmente estos no están motivando a los alumnos ni favoreciendo su aprendizaje. De modo, que se está optando la utilización del videojuego no con un fin educativo sino como una forma más de aprender y sacar partido las capacidades de los estudiantes. Y se ha demostrado esto con buenos resultados. Los profesores deberían empezar a quitarse el miedo por los videojuegos y darse cuenta que existen buenos juegos que podrían conseguir que los alumnos se entretengan y, al mismo tiempo, aprendan.

Sara Artiles Ojeda -

Introducir el videojuego como herramienta en el proceso de enseñanza aprendizaje lo veo útil, pues así vamos familiarizando a los alumnos con el uso de las nuevas tecnologías y además, conseguimos unas clases más motivadoras y amenas estimulando a los alumnos para aprender. La mayoría de las veces, los alumnos aprenden más y mejor a través de vídeos, juegos, audiovisuales, etc, ya que el ser humano recopila mejor la información a través de imágenes, que por medio de la explicación de un docente.
Por último, aclarar que los videojuegos que deberíamos introducir en las aulas son los educativos porque conseguimos enseñarles a los niños materias d clases, valores, etc, y no los violentos que sólo recrean actitudes negativas.

Leticia Ramos Cubas -

Bien es cierto que los niños necesitan conocer muchas cosas que conforman nuestra realidad y que no pueden encontrar en los libros. De manera que si ese conocimiento lo aportan los videojuegos educativos, pues adelante. Pero también opino que no todo los videojuegos nos enseñan todo lo que está en nuestra sociedad y que no podemos encontramos en los libros, sino que muchos de ellos nos transmiten una realidad imaginaria, de manera que si los niños no tienen la madurez suficientes podrían confundir esa realidad imaginaria con la verdadera. Por eso antes de trabajar un vídeo juego es fundamental analizar detenidamente su contenido y sobre todo la edad y madurez de los niños. Pero si que es cierto que hay que introducir la alfabetización digital en las aulas, pues ésta se está convirtiendo en nuestro futuro más cercano, pero para ello es fundamental que los profesores tengan conocimiento acerca de todo esto para que puedan transmitirlo a sus alumnos y que no lo apliquen como mero entretenimiento sin ningún objetivo educativo. La aplicación del videojuego en el aula no significa dejar a los niños solos, sino que el profesor debe intervenir constantemente en su aplicación y práctica al igual que lo haría con el libro de texto.

Sara Ramírez Hernández -

Comparto la opinión del autor, porque considero que como ocurre con la televisión, o Internet, el avance de las nuevas tecnologías, y en este caso de la introducción de los videojuegos en la educación, es parte de esta sociedad del conocimiento de la somos parte. Debiendo entrar, así, el ocio electrónico en las aulas, como ayuda al proceso de enseñanza, porque todo no está en los libros. Además, creo, que como dice el autor, no debemos pensar en la parte educativa del juego o videojuego, sino en un videojuego educativo.
Pero este avance conlleva a que las escuelas se comprometan a desarrollar en alumnos y profesores la alfabetización audiovisual. Ya que el uso del videojuego se puede orientar desde el punto de vista del ocio y el entretenimiento, en algunos momentos, pero lo que nos interesa realmente a los docentes es el uso educativo, para lo que todos debemos tener nociones sobre ello. Si conseguimos hacer un buen uso de este recurso, estaremos abriendo nuevas vías de enseñanza y aprendizaje (feed back constante) diferentes a las tradicionales, así como incentivando la participación y motivación de los alumnos en el proceso educativo, consiguiendo que el conocimiento se construya en la mente del estudiante.
Por último, considero que a pesar de que los adolescentes ven mucha televisión, Internet, videojuegos…, en ocasiones muestran un considerable analfabetismo audiovisual. Aunque también es cierto que conocen muchas técnicas y métodos para utilizarlos, que nos podrían ayudar a los mismos docentes para ir familiarizándonos con este recurso. Lo cual sería interesante, ya que por una vez seríamos nosotros los que aprendiéramos de ellos.

Nisamar Suárez Alvarado -

La educación es muy necesaria desde edades tempranas, es conveniente educar y que los niños/as tengan conocimientos que les conecten con el mundo que los rodea. Desde la escuela se debe promover la educación audiovisual y la alfabetización digital, para todo ello es necesario que el profesorado reciba la formación necesaria y se adapte a la nueva era en la que vivimos y a las nuevas necesidades de los alumnos/as.
El videojuego se está introduciendo poco a poco en la enseñanza pero con mucho retraso si los comparamos con otros ámbitos, el videojuego ha producido cambios y mejoras en el alumnado, los alumnos deben estar preparados ya que actualmente asistimos a la era electrónica y multimedia y es necesario que los niños/as reciban una formación de calidad.
Los videojuegos abren nuevas vías de aprendizaje, de enseñanza, y de participación, son instrumentos motivadores para el alumnado, les permiten aprender de una manera dinámica y fomenta la creatividad. El videojuego en clase exige la participación constante del profesor, lo que favorece el feed-back y la participación.
Considero muy interesante la opinión que refleja el texto de que “El juego electrónico se debe aplicar en la escuela para preparar a los alumnos en lo que se encontrará en la calle”.
Los videojuegos pueden incluir muchos beneficios en el aula, desarrollando en el alumno habilidades cognitivas y motoras y permitiéndoles mejorar sus habilidades en las tecnologías de la información y la comunicación. Se pueden enseñar conocimientos, ayudar a resolver problemas complejos, aumentar la creatividad, etc. Tienen múltiples finalidades y no sólo como un instrumento de ocio. Los alumnos aprenden jugando, algo que los motiva y estimula, ya que mientras practican van aprendiendo. Debido a ello puede resultar muy efectiva su incorporación al aula y trabajar algunos de los contenidos a través de ellos, buscando instrumentos que se adapten a las necesidades y a las características del alumnado.

Anabel Gil Sosa -

El artículo hace referencia al uso de los "videojuegos" en la escuela. No es raro, que en un aula de infantil o primaria todos los alumnos utilicen este tipo de recursos, los videojuegos, ya que la sociedad ha dado un cambio abismal en lo que se refiere al uso de las nuevas tecnologías y cada vez más se aprenden a utilizar en edades muy tempranas.
La introducción de videojuegos educativos en la clase me parece apropiada, ya que si se hace una buena utilización, estos recursos abren nuevas vías de aprendizaje, de enseñanza, y especialmente de participación, desde unas perspectivas dinámica y creativa como dice el autor del artículo.
Para ello, creo que debería de realizar cursos para formar a los docentes en el manejo y formas de enseñar con estos medios educativos.
Siempre compaginando el trabajo en el aula a través de estos videojuegos educativos y la clase tradicional con explicaciones y dinámicas del profesor con los alumnos. Haciendo esta buena compaginación, se podría llegar a una dinámica de clase en la que los alumnos se sentirían motivados ante aspectos educativos y la sociedad se adaptaría a la demanda que hoy por hoy se está produciendo en la sociedad.
Como dice el autor, con este nuevo recurso, el profesor tiene que estar constantemente en relación con el alumnado, ayudándolo en lo que necesite, explicando, ofreciendo aportaciones, etc. Y no como cuando manda un libro para leer en casa, que no se implica tanto como con este recurso.
En definitiva, una buena compaginaciñón de estos recursos digitales educativos y los tradicionales haría de la educación un proceso de enseñanza - aprendizaje completo en todos sus aspectos.

Jennifer Santana Cabrera -

A nacido una nueva forma de aprendizaje, el lenguaje del futuro de la enseñanza: “El videojuego”
Se trata de evolucionar. Las escuelas deben dedicar más atención a fomentar lo que nosotros llamamos la alfabetización digital. Los expertos ya no hablan de videojuego educativo, sino del videojuego en el sistema educativo. El videojuego como lenguaje de aprendizaje ya es fundamental en otros ámbitos de la vida, choca su retraso en la incorporación a la escuela. Por ejemplo: el juego Civilization es el mejor que para explicar en clase el Imperio Romano. Pero no se emplea. El principal obstáculo del profesorado: se tiene que reciclar y adaptarse a las nuevas tecnologías”
Hay que dedicar un esfuerzo para dominar esta nueva herramienta de enseñanza.
El problema viene cuando el tiempo empleado para esta actividad anula cualquier otra opción y aparta a los sujetos del estudio o cualquier tipo de ocio, incluso de las relaciones personales.

Ana Isabel Santana Perera -

Los videojuegos forman parte de la vida de casi la totalidad de los alumnos que nos encontramos en las aulas, por tanto, estoy de acuerdo con el uso de éstos en la escuela. Al tratarse de algo nuevo y no usual en las aulas los profesores tienen miedo de incorporarlos como recurso; este miedo es mayor si además los profesores no tienen conocieminto acerca de este medio (que es lo más fecuente). Creo que como futuros docentes debemos ir pensando en el uso de este recurso en la escuela, ya que se trata de un medio muy motivador para los alumnos; además podemos contribuir a su mejor uso fuera de la escuela, evitando así las adicciones.

María del Carmen Sánchez Santos -

Los videojuegos pueden llegar a ser en el proceso de enseñanza-aprendizaje muy importantes. Estos deben ser educativos, didácticos, que enseñen o ayuden a procesar la información de una manera fácil, rápida y divertida, etc. sin perder la parte lúdica. Serán un buen recurso para aplicarlo en los centros educativos.
Estos estimulan más a los niños a la hora de aprender, se ven implicados y favorece su desarrollo.
La introducción de los videojuegos en el aula es importante, puesto que estos, a la vez que divierten, desarrollan actitudes, destrezas, habilidades y valores que formarán su personalidad.
Los videojuegos tienen ventajas e inconvenientes, el profesor debe estudiarlos, probarlos y decidir cuáles pueden venirle bien para sus clases. Estos deben reciclarse he intentar introducir en sus clases el uso de las nuevas tecnologías, ya que la educación y enseñanza de hoy en día no debe basarse en dar unos contenidos con un libro, sino introducir los nuevos recursos en el aula. Además estos deben estar supervisados en todo momento por un profesor, y deben tener un uso responsable y no abusivo de los videojuegos.

Bibiana Mª Sánchez Suárez -

Es cierto, que actualmente los niños pasan mucho tiempo utilizando videojuegos. Los utilizan porque para ellos es una forma divertida de jugar y pasar el tiempo. En la escuela, se debería aprovechar esto y utilizar los videojuegos como recursos de aprendizaje. Las mayores oportunidades para este cambio en el aprendizaje no se encuentran actualmente en el sistema educativo sino fuera de él, en programas extraescolares y en comunidades de aprendizaje informal. Las escuelas deben dedicar más atención a fomentar la alfabetización digital.
El videojuego es utilizado como lenguaje de aprendizaje, es fundamental en otros ámbitos de la vida, por lo que choca su retraso en la incorporación a la escuela. El principal obstáculo para que esto ocurra es el profesorado, que se tiene que reciclar, que tiene que adaptarse a las nuevas tecnologías. A la resistencia del profesorado se añade el entorno familiar del alumnado. El videojuego en clase exige la participación constante del profesor, porque se necesita el feed back constante, hay que incentivar la participación.
Los videojuegos abren nuevas vías de aprendizaje, de enseñanza y especialmente de participación, desde unas perspectivas dinámica y creativa. La escuela debe aprovechar esto y fomentar la utilización de los videojuegos como un recurso más de aprendizaje para favorecer la interiorización de algunos conocimientos.

Anabel Monzón Padilla -

Los videojuegos ocupan un lugar importante en el día a día de los jóvenes de nuestra sociedad, pero hay que establecer una balanza entre las ventajas e inconvenientes de su utilización para saber si será adecuado añadirlos a la educación o no.
Entre sus ventajas tenemos: favorecen la organización espacio-temporal, la coordinación oculomotora, permite el desarrollo de destrezas básicas como la rapidez de reflejos y la memoria, puesta en práctica de estrategias, desarrollan el instinto de superación, algunos permiten mejorar y acrecentar la rapidez de razonamiento y por último estimulan la concentración. Y entre sus inconvenientes: pueden producir nerviosismo y ansiedad, pueden transmitir valores inadecuados, pueden provocar un cierto retraso en el proceso de socialización e incluso un aislamiento, la excesiva estimulación de concentración puede llegar a provocar falta de atención hacia su entorno.
Por lo tanto considero que tienen que tienen un mayor número de ventajas por ello considero que la escuela debe incorporar estos nuevos recursos educativos los cuales supondrán una motivación para el alumnado y un enriquecimiento a su aprendizaje, por esto estoy de acuerdo con la utilización de los videojuegos. Pero todo dependerá del uso didáctico que le quieran dar en la escuela, siempre y cuando se utilice como una herramienta que permita avanzar en los conocimientos de los alumnos será positivo usarlos, pero cuando por el contrario se utilice como un medio exclusivamente para el ocio no tendrá ninguna utilidad en la enseñanza.

Juan Francisco -

El uso de los videojuegos como recurso didáctico ha sido objeto de discusión, y hoy por hoy son pocos los centros educativos que tienen incorporados en sus planes el uso del videojuego como medio didáctico, y ésto es debido en la mayoría de las ocasiones al aspecto económico, puesto que la introducción de videojuegos supone un gasto, gasto que es innecesario si los alumnnos los utilizan como entretenimiento y no con vistas a aprender, que es lo que sucede actualmente.

Acerina García Almeida -

Considero que los videojuegos son el elemento esencial que nos permiten acercarnos a una realidad virtual, que de otro modo, un libro no nos podría ofrecer. Son un buen recurso en las aulas, ya que los alumnos están muy interesados en estas nuevas tecnologías y eso hace que el aprendizaje sea mucho más significativo porque su motivación es mayor. Muchos profesores pueden considerar los videojuegos como intrusos de las aulas porque no tienen la formación y conocimientos necesarios para obtener de ellos las grandes ventajas que nos ofrecen en el sistema de enseñanaza- aprendizaje.

Elena Castellano Castellano -

Los videojuegos constituyen una de las actividades de ocio o entretenimiento más populares de nuestros días. Además, su campo de actuación, se ha ampliado y ha sobrepasado la frontera del entretenimiento abriendo posibilidades de uso en el ámbito educativo.
Sin duda los videojuegos en general mejoran los reflejos, la psicomotricidad, la iniciativa y autonomía de los jugadores, pero además también pueden utilizarse en el ámbito educativo con una funcionalidad didáctica para contribuir al logro de determinados objetivos educativos.
Sin embargo, no debemos olvidar que estos videojuegos didácticos pueden llegar a perder el sentido propio del juego desde el momento en que quien los utilice lo haga con el objetivo de aprender y no por el simple hecho de jugar.
Por todo ello, con independencia de sus características, los efectos positivos o negativos del uso de los videojuegos en la escuela dependerán del profesorado, de su habilidad y acierto en la selección de los mismos y en establecer el momento y la forma oportuna de utilización.

Nayomi Montesdeoca Mendoza -

Estoy de acuerdo con el artículo, ya que considero que la escuela debe incorporar a la enseñanza recursos nuevos, recursos que son una realidad en la vida diaria, con el fin de que los alumnos se familiaricen con ellos puesto que es algo que está a la orden del día.
Pero en la mayoría de los casos, no lo suelen hacer porque los docentes consideran que al incorporar dicho material en la enseñanza, resultaría como algo contradictorio a lo que están enseñando; puesto que consideran que su uso pueden ser perjudiciales para los alumnos, sin pensar que puede ser una herramienta más con la que los discentes pueden aprender. Los profesores se aferran al material común, que no se preocupan por renovar su manera de enseñar.
Es bueno que los alumnos tengan diferentes formas de aprender porque hacen que su aprendizaje sea más ameno y que se incorporen a la cultura.

Mª Teresa Berrojo -

Actualmente es frecuente el debate sobre la adecuación o no de incluir algunas tecnologías en la escuela: el vídeo, la televisión, el ordenador, etc. y ahora se pretende la introducción de los videojuegos. Considero que estos elementos, bien utilizados, favorecen la motivación del alumnado y pueden lograr la adquisición de un conocimiento más significativo, pero ¿cómo se pueden recoger tantas tecnologías en la gran cantidad de colegios que hay hoy en día? ¿No terminaremos convirtiendo las escuelas en centros recreativos? Creo que utilizar una gran variedad de elementos favorece el proceso de enseñanza-aprendizaje, pero también hay que tener en cuenta las posibilidades reales de aplicación en un aula, con sus 23 alumnos como mínimo y un solo profesor.

Ruth Arume -

El artículo trata del ocio electrónico aplicado a la educación. En el nos habla de la importancia que tiene que los niños adquieran unos conocimientos que les conecten con el mundo y por lo tanto ¿qué más cercano que los tan utilizados videojuegos?
Considero que es una cuestión de tiempo que estos videojuegos educativos evolucionen dentro de las aulas y que sean utilizadas por los profesores como una herramienta más, indispensable en la educación del alumno. Se observa en algunos centros educativos que esta evolución ya se a producido, y que con el uso de los videojuegos para procesos educativos se produce una mayor motivación y por tanto una mejor asimilación de contenidos. Por lo tanto siempre y cuando estos medios sean utilizados con fines educativos serán favorables para la educación del alumno.

Nicolás Cabo -

Aunque bien es cierto que estoy de acuerdo en que siempre es más productiva la enseñanza, si esta va unida a un buen clima en el aula o a elementos que motiven al estudiante, realmente en el tema de los videojuegos en las clases no termino de ver su utilidad, salvo algunas excepciones, como pueden ser en juegos que hagan que los cálculos matemáticos sean más divertidos o juegos que nos sirvan para contarnos parte de la Historia (por ejemplo, la conquista de América, la podrían contar mediante una aventura gráfica) siendo un complemento a las explicaciones que imparta el profesor en clase. Sinceramente, pienso que estamos bastante lejos de que estos avances lleguen a las aulas. Opino esto después de haber estado realizando las prácticas en una escuela pública y comprobando las carencias de medios, que por desgracia cuentan en la actualidad.

Yéssica Ortiz Alvarado -

Este artículo es un punto de reflexión que tanto a educadores como a los propios padres, incluso a la sociedad en sí, nos debería hacer recapacitar si los videojuegos son los enemigos de nuestros adolescentes o una mano amiga que de una manera divertida y desigual contribuyen a una enseñanza más dinámica, pero de igual modo efectiva y práctica.
Cierto es que para muchos los “videojuegos” no aportan algo positivo en la vida de un joven, sino que es un entretenimiento que en muchas ocasiones aporta efectos negativos. Sin embargo, cada vez más el mundo de los videojuegos abre sus fronteras y perspectivas introduciéndose en varios campos con el fin de no ser un mero ocio o juego de entretenimiento, sino que sus productores intentan que tengan un fin didáctico y se adaptan a todos los niveles y a todas las edades. Pues se persigue que no sólo se diviertan y entretengan, sino que desarrollen actitudes, habilidades... que le sean de provecho tanto fuera del aula como fuera de ella. Por tanto, poco a poco debemos dejar que se introduzcan en nuestra vida y que sea un método de enseñanza más que deberíamos de tener en cuenta a la hora de enseñar a nuestros adolescentes y niños.

Sindia Martín -

Los videojuegos han causado un gran cambio, en numerosas ocasiones los padres atribuyen el fracaso escolar de sus hijos al hecho que pasan muchas horas delante del videojuego. Este artículo, expone la idea de introducir el videojuego como recurso educativo, y así aprovechar de forma lúdica aquellos aspectos positivos que nos ofrecen. La idea me parece genial, ya que los niños apreden mejor y mucho más si es jugando, además que podemos aprovechar estas circunstancias para para formar e informar a los alumnos/as sobre su correcto uso. El videojuego forma parte de las TICs, el inconveniente que puedo ver es su mal uso y aquellos juegos que no son recomendables para los niños. Por ello debemos aprevechar su uso de manera didáctica.

Adrián Alemán Sosa -

De más está decir el éxito que está teniendo el uso de los videojuegos en el proceso de enseñanza aprendizaje, bien sea por la fabulosa acogida que le dan los alumnos a este estilo de enseñanza, dado que se acerca más a la cultura y rutina de hoy en día de los jóvenes, o bien también porque favorece muchos aspectos educativos, como son el aprendizaje significativo, evitar la rutina, etc.
Está claro que el buen uso o el uso responsable de los video juegos, siempre y cuando sean educativos, será un adelanto para la educación.

Adrián González García -

La introducción de los videojuegos en la educación es un tema bastante interesante y que da mucho que debatir en la actualidad entre los miembros del sistema educativo.
En el mercado encontramos múltiples videojuegos de temas muy distintos; y muchos de ellos enfocados a la educación. Si sabemos seleccionar el videojuego adecuado para la materia que estamos dando y lo sabemos enfocar de una manera correcta dentro del aula, el aprendizaje de los alumnos será más significativo y beneficioso, ya que estamos utilizando como estrategia para enseñar un método que ellos dominan y les gusta.
Hay multitud de videojuegos educativos que pueden ser una alternativa para que los niños y niñas aprendan de una manera más entretenida. Ya que utilizar nuevas herramientas para enseñar puede dar muy buenos resultados.

Josué Barrera -

"el videojuego es parte de mi escuela", creando como norma general un concepto equivocado sobre el uso de estas nuevas tecnologías en el entorno escolar, los videojuegos educativos tienen cada vez más exito en los procesos de enseñanza, un claro ejemplo son las autoescuelas que ahorran papel y tinta así como tiempo realizando los examenes en PC. El problema no está en el uso de los videojuegos como herramienta, sino en que programas o juegos son los que se utilizan.

Hay que avanzar con los tiempos y si lo que nos compete hoy día son las nuevas tecnologías hagamos uso de ellas... pues pueden llegar a ser muy utiles y como bien dice el articulo no todo está en los libros.

Eduvigis Santana Rodríguez -

- Considero que es lícito barajear la opción de incluir en el proceso de enseñanza- aprendizaje el recurso del videojuego didáctico ya que forma parte de la vida de los alumnos/as y debemos ajustarnos en lo posible a sus necesidades y demandas, pero como todo recurso los docentes debemos poseer la capacidad de una correcta selección de éste, con qué objetivo introducirlo, cómo y cuándo utilizarlo.

Eduardo Herranz -

Como ya hemos afirmado comentando otros temas del blog, hoy en día estamos sumergidos en la era de la tecnología y por ello sería lógico que todos los medios en los que nos apoyamos en nuestra vida cotidiana seán también llevados a las aulas.
El juego es una de las mejores herramientas para hacer participes a los alumnos en el elemento que estemos trabajando.
Uno de los principales problemas que surgen a la hora de poner en práctica las nuevas tecnologías en las aulas es la propia falta de ellas. En las aulas de hoy en día no hay material nuevo y silo hubiera, en muchos casos los profesores no sabrían hacer uso de él.
Así que por lo pronto se requiere una renovación tanto de material como de profesorado para poder adaptar la educación a la vida de hoy en día. Sin estas consignas se nos hace imposible siquiera hablar de la puesta en practica de modelos educativos basados en actividades virtuales si no tenemos el apoyo material, osea, ordenadores en las aulas.

Yesenia Rodríguez Hernández -

Estoy de acuerdo con este artículo “El videojuego es parte de mi escuela”. Es cierto que no nos tenemos que ceñir a un libro y a una determinada editorial para que el aprendizaje sea efectivo. El libro es una herramienta más, un recurso dentro del proceso de enseñanza-aprendizaje pero de ningún modo, el libro tiene que ser “nuestro dueño”, es decir, no es una doctrina que debamos seguir al pie de la letra, como desgraciadamente vemos en los hábitos de muchas maestras mientras estamos en el periodo de prácticas.
Debemos adaptar la enseñanza a las necesidades y los intereses de nuestros alumnos y, actualmente, uno de los intereses que presentan son los videojuegos.
Creo acertada la idea de introducirlos en la escuela, ahora bien, tampoco ceñirnos a estos sino emplearlos como un recurso más. Lo más importante, es seleccionar de manera adecuada los mismos. En el mercado encontramos una gran variedad de videojuegos y muchos de estos son didácticos, orientados a la educación.
La tarea del maestro en este caso será ser crítico con los mismos y elegir los adecuados a la unidad didáctica que se impartirá. Lo que nunca debe ocurrir es que su introducción se utilice como mero entretenimiento para los alumnos, siempre que se haga uso de los videojuegos tendrá que hacerse con un fin didáctico e incluirlos adecuadamente en la programación de aula.

Desireé Alonso -

Si consideramos como premisa fundamental que es más efectivo el aprendizaje que se realiza a través del juego, podríamos llegar a la conclusión que efectivamente los videojuegos pueden ser una opción fantástica para la enseñanza de contenidos en el aula.
Claro está que el problema surje a la hora de escoger el videojuego que se adapte tanto a las características de nuestros alumnos, como a los objetivos que deseamos conseguir.
Y es que todos sabemos, como han mencionado otros compañeros, que existen videojuegos que tan solo tienen una finalidad de ocio y recreación, pero no son educativos.
Y por otro lado, tenemos el inconveniente de los maestros que no ven el videojuego como medio educativo. Sin ir más lejos, jamás había pensado su uso en la escuela, aparte de que nunca lo he visto utilizar.
Pero como todo lo relativo a las nuevas tecnologías, la cuestión es cambiar el modo de ver la realidad y más concretamente utilizar lo que nos ofrecen las nuevas tecnologías para mejorar la educación.

Beatriz Perdomo Rodríguez -

Hoy en día, cuando hablamos de videojuegos muchas personas se escandalizan y achacan que el fracaso escolar de sus hijos es por culpa de éste. Pero debemos darnos cuenta que cada vez son más los videojuegos educativos que salen al mercado con el fin de que los niños aprendan nuevas cosas de una manera lúdica, ya que jugando se aprende. Por esto, creo que en la actualidad los videojuegos son un elemento más dentro de las nuevas tecnologías de la información y comunicación que sirven no sólo para entretener a los niños sino además para crear nuevos aprendizajes.

Davinia Pérez Lorenzo -

Este artículo “el videojuego es parte de mi escuela”, expone las diversas opiniones de varios profesores sobre la idea de introducir los videojuegos como recurso educativo dentro de las aulas.
Hay una variedad de juegos, por un lado el Groovy music, que ayuda a perfeccionar los conocimientos de los alumnos sobre música, por otro lado, los sudokus o los juegos mentales, los cuales ayudan a los niños a reflexionar.
Algunos creen que debido al mundo tecnológico que nos rodea, en la escuela se debe atender más a este tipo de enseñanza para los alumnos y por este motivo, parece anormal que en ámbitos como las autoescuelas, por ejemplo, si se haya introducido y en los centros de enseñanza no.
Para estos expertos, el quid de la cuestión, se encuentra en que tanto profesores como familia, se impliquen con sus alumnos e hijos en el uso de estas nuevas tecnologías. Los profesores deben modernizarse y los padres deben hacer desaparecer la desconfianza que tiene hacia los videojuegos.
En definitiva, se considera que el videojuego en un futuro, será el lenguaje de la enseñanza.




Efraín Ortega Viera -

Los videojuegos pueden ser muy útiles como métodos de enseñanza-aprendizaje, siempre y cuando estos videojuegos esten orientados a la educación y no al simple entretenimiento. Por ejemplo, los videojuegos pueden ser muy útiles como formas de prácticas no poniendo en evidencia a nadie, en este caso beneficia mucho a la sanidad, practicar una intervención quirúrgica por medio del videojuego.
En el caso de la Educación Primaria el videojuego serviría como plataforma para ser más dinámicas las materias, por ejemplo, las matemáticas con videojuegos podrían llegar más apetecibles al alumno.

Alejandro Fernandez Garcia -

Todos los recursos que estén relacionados con la enseñanza, nosotros, como
Futuros docentes, debemos analizarnos y sacarles todo el partido que se pueda.

Hoy en día, los niños y adolescentes ( incluso adultos) ocupan su espacio de ocio mediante los videojuegos. En el mercado existen infinitos de ellos, con y sin aplicaciones didácticas. Hoy en día se están potenciando videojuegos que tenga que ver con la salud mental y retos para el cerebro, e incluso juegos relacionados con el deporte sin salir de casa (simulaciones ( Wii y demas).

Gracias a esto, como docentes, debemos plantearnos y reflexionar sobre si esto sirve para enseñar o no. Yo creo que si, que los videojuegos serian un camino para facilitar el proceso de enseñanza y aprendizaje. Diversas paginas de Internet tienen muchos “juegos virtuales” que indirectamente, están relacionados con algún aspecto del curriculum. Así podemos sustituir los típicos ejercicios escritos por los virtuales, ofreciendo además la “autocorrección” de los mismos.


Bajo mi experiencia como antiguo alumno de primaria, el uso de los videojuegos es muy interesante, ya que te ayuda a desarrollar determinadas capacidades e ir al compás de los avances de la sociedad.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Elisabet Santana Cruz -

Desde mi punto de vista, los videojuegos, siempre y cuando sean educativos se deben incorporar progresivamente al proceso de enseñanza-aprendizaje como un recusro más que favorezca dicho proceso.
De la misma forma opino, que es el profesor el que debe encaminar a los alumnos en el uso de esos videojuegos, ya que si éste hace un mal uso de los mismos, no se lograrían los objetivos que se pretenden alcanzar con esta herramienta.

Ezequiel Rodríguez Sánchez -

Actualmente, el concepto de videojuego lo asociamos directamente a aspectos negativos, como que engendran violencia, que enganchan, pero existe multitud de videojuegos educativos, éstos son los que podemos usar como instrumentos en el proceso de enseñanza-aprendizaje, ya que entre otras ventajas, a los niños se les hace mucho más ameno el trabajar con ciertos contenidos que sin darse prácticamente cuenta están asimilando y reteniendo.
Por lo que no debemos quedarnos solo con los aspectos negativos de los videojuegos, sino ver más allá, que pueden sernos muy útiles en nuestro futuro como docentes.

Isaac Nieto -

En la sociedad de hoy en día, los videojuegos tienen un valor muy protagonista y están muy presentes en la vida de los niños, en algunas ocasiones aparece en demasiadas ocasiones. Esto es así desde hace ya algunos años.
Pese a que cada vez es más usado por los más pequeños, esto no implica que sea malo, es más, puede llegar a ser otro elemento más de la enseñanza escolar, dentro de la categoría de material audiovisual utilizado para complementar la enseñanza del alumno por distintos medios. Para que esto sea posible, el profesor ha de saber escoger qué videojuegos son adecuados para cada edad y relacionarlos con los temas que se traten en cada videojuego.
Por lo tanto, los que no son educativos sólo deberían usarse si tratan algún tema en concreto que se esté dando y, por supuesto, teniéndolo en cuenta, puesto que los que son violentos no deberían nunca promocionarse ni en el aula ni en el ámbito extraescolar.
Para finalizar, cualquier videojuego educativo que sea utilizado de manera eficaz en el aula, será una herramienta muy útil en el proceso de enseñanza-aprendizaje del alumno, ya que será un método que el niño la encontrará muy interesante y todo lo que llame la atención del niño nos proporcionará la seguridad de que éste atenderá.

Miguel Ángel Jorge Cruz -

El videojuego puede considerarse según el autor en unos de los mejores recursos para el aprendizaje, siendo las imágenes su mejor baza para atraer a los niños, los cuales pueden aprovechar el disfrute que supone estos medios para aprender.

El juego desde mi punto de vista es un buen recurso para aprender, pero siempre con precaución y con uso y tiempo adecuado, nunca abusando de ellos.

francisco beltran -

el videojuego es una herramienta que segun su uso, puede fomentar diferentes conductas en los niños. Por eso se debe priorizar en la concepcion de utilizar un videojuego responsable para el niño, pues este puede ser un gran instrumento con el que el niño desarrolle habitos de trabajo, a traves de la visualizacion del juego, al que se este dedicando, por tanto el videojuego se debe observar como una herramienta mas que puede ayudar al niño a su desarrollo y no en un instrumento peligroso, o falto de beneficios para el niño.

Moisés Santana Suárez -

El videojuego puede llegar a ser un buen complemento en las clases, además es otra forma de enseñar y sobretodo de aprender por parte de los alumnos. Pero eso si, videojuegos meramente educativos por los cuales se enseñe las asignaturas que se imparten en el colegio o agilidad mental. Para ello tiene que cambiar el concepto de lo que hoy llamamos videojuegos porque hoy en día son usados como un medio lúdico de puro disfrute y diversión que en la mayoría de los casos los niños abusan de él por la falta de responsabilidad de sus padres.
En conclusión, estoy de acuerdo con la introducción de videojugos como complemento educativo, pero siempre que sea de manera responsable y tenga un papel secundario.

Ana Sánchez Alonso -

En el proceso de enseñanza-aprendizaje de los alumnos, pienso que se deben ir introduciendo videojuegos educativos, ya que estos pueden facilitar el aprendizaje de los alumnos.
En este caso los videojuegos que no son educativos, son aquellos que no le aportan nada al proceso de enseñanza-aprendizaje, los cuales deberían de utilizarse en menor medida.
En conclusión, creo que la incorporación de videojuegos educativos utilizados correctamente y con ayuda del profesor pueden ser muy beneficios para que se lleve a cabo con efectividad el proceso de enseñanza-aprendizaje de los alumnos.

Sara Mirabal Bello -

Desde mi punto de vista, cualquier material o recurso que pueda ser utilizado para reforzar el proceso de enseñanza-aprendizaje debe ser aprovechado.
Esta comprobado que los videojuegos sirven para desarrollar múltiples capacidades y habilidades: representan un reto continuo para los usuarios que, además de observar y analizar el entorno, deben asimilar y retener información, realizar razonamientos inductivos y deductivos, construir y aplicar estrategias cognitivas de manera organizada y desarrollar determinadas habilidades psicomotrices (lateralidad, coordinación psicomotor...) para afrontar las situaciones problemáticas que se van sucediendo ante la pantalla. Aquí el jugador siempre se implica y se ve obligado a tomar decisiones y ejecutar acciones motoras continuamente, aspecto muy apreciado por los niños y jóvenes, generalmente con tendencia a la hiperactividad; en este sentido el juego supone un desahogo de tensiones.
Viendo todas las ventajas que ofrece ¿Cuál es el problema? Pues que el videojuego esta actualmente muy mal visto en la sociedad, se considera un elemento adictivo para los niños y jóvenes. Además son “acusados” de crear malas conductas como la violencia o el sexismo.
Evidentemente, no podemos poner en las manos de los alumnos cualquier cosa al azar, no solo un videojuego, tampoco un libro o un determinado programa de televisión… Se presupone que los docentes previsualisarían y seleccionarían con anterioridad los videojuegos, trabajando sólo con aquellos que puedan ser educativos y no supongan ningún perjuicio para los alumnos. Precisamente considero que el uso de los videojuegos en la escuela ayudaría a los niños y jóvenes a aprender cual es la mejor manera de sacar partido de ellos y quizás así predominasen menos esos videojuegos perjudiciales que tanto critica la sociedad.
Por último, no se está hablando de utilizar el videojuego como único elemento en la educación ni de exterminar los recursos que actualmente se utilizan. Como decíamos antes, tan sólo se pretende su uso como apoyo en el proceso de enseñanza en el aula; y a cuanto más enriquezcamos los recursos didácticos, más enriqueceremos la educación.

Yolanda García de la Fe -

Estoy de acuerdo con el artículo “El videojuego es parte de mi escuela”. Muchas cosas que recoge este artículo creo son correctas, por ejemplo: que todo no está en los libros. Creo que hoy día la educación y la enseñanza no se debe basar solo en dar un libro de texto, ya que podemos encontramos un amplio abanico de recursos para llevarlos dentro del aula, uno de estos recursos son los videojuegos. Para nosotros (mi generación) el concepto o nombre de videojuego lo asociamos a ocio, diversión, tiempo libro…, pero hoy día este término engloba mucho más.
En el mercado encontramos múltiples videojuegos de temas muy distintos; y muchos de ellos enfocados a la educación. Si sabemos seleccionar el videojuego adecuado para la materia que estamos dando y lo sabemos enforcar de una manera correcta dentro del aula, el aprendizaje de los alumnos será más significativo y beneficioso, ya que estamos utilizando como estrategia para enseñar un método que ellos dominan y les gusta. Hay que quitar la unión de ocio = videojuegos, porque este juegos si se saben utilizar pueden ser muy educativos.
Creo que todo lo que este relacionado con las NNTT dentro del aula es adecuado para desarrollar el proceso de enseñanza-aprendizaje.

María Alemán Del Rosario -

En el mercado se ofrecen variedad de video juegos, aunque la mayoría de ellos tienen una finalidad lúdica y recreativa, existen otros muchos que tienen finalidad educativa; con ellos podemos trabajar la memoria, los conocimientos adquiridos e incluso aprender con ellos.
En definitiva, creo que es necesario que los jóvenes aprendan a manejar todo tipo de video juegos pero de manera prudente, siempre con ayuda de un adulto siempre y cuando sea un menor, para hacer el mejor uso de ellos.

Segunda Vega González -

Los videojuegos pueden ser o no educativos dependiendo de que tipo de videojuego se utilice y durante cuanto tiempo, ya que hay que tener ciertos limites.
Hay multitud de videojuegos educativos que pueden ser una alternativa para que los niños y niñas aprendan de una manera más entretenida. Ya que utilizar nuevas herramientas para enseñar puede dar muy buenos resultados.

Laura Hernández -

Los videojuegos forman parte de nuestras vidas, por lo tanto, emplearlos de una forma educativa ayudaría a que los niños se divirtieran aprendiendo, claro está, que no puede ser cualquier videojuego porque al igual que existen videojuegos educativos existen muchos otros que no lo son y encima son violentos.
Ya hace tiempo que existen videojuegos educativos pero la novedad es incluirlos en las escuelas, en un futuro próximo será algo normal como ha sucedido con el uso de ordenadores.

Naes Mar -

Actualmente, una de las maneras de ocupar el espacio de ocio es mediante los videojuegos. La variedad de juegos que existen en el mercado hacen que cada vez sean personas de diferentes edades las que hagan uso de él.
El videojuego puede tener un enfoque educativo, pudiéndolo incluir en las actividades de clase como material didáctico. Debemos aprovechar la curiosidad de los niños hacia los videojuegos para así lograr que aprendan a través de él.

Delioma Parada Fulgencio -

Como bien dice el artículo, todo no está en los libros.Ya no basta con la educación básica. La nueva enseñanza sugiere adaptarse a las nuevas tecnologías y los videojuegos son una gran fuente de enseñanza de valores y aprendizaje, al igual que lo fue en su tiempo la incorporación de los videos y la televisión en las aulas.
Básicamente, considero que el problema se fundamenta en el reciclaje del profesorado. Ellos/as son los que deben dar criterios y ser partícipes de los vídeojuegos con el alumnado, ayudando a la formación de valores sociales.
En síntesis, considero el videojuego como una nueva herramienta de enseñanza complementaria a la educación básica.

Zaida Betancort González -

Sería una buena herramienta introducir los videojuegos a la educación, siempre que estos sean educativos.
Los videojuegos son en la actualidad, el mayor entretenimiento de los niños/as por lo que introducirlo al aula sería una buena estrategia del profesor para enseñarles de una manera diferente y divertidas y, a su vez los alumnos/as aprendan que los videojuegos no solo sirven para entretenerse sino también para educarles.

Isabel María Sánchez Guedes -

Los videojuegos forman parte de la sociedad actual, y están muy presentes en la vida de los niños, incluso desde hace varios años. Es cierto que cada vez es mayor su uso entre los más pequeños, y considero que puede llegar a ser otro elemento más de la enseñanza escolar. Para ello, el prfoesor debe saber elegir qué videojuegos son los adecuados para cada edad y teniendo en cuenta el tema que trata cada videojuego. Con esto quiero decir, que los que no son educativos sólo deberían usarse si tratan algún tema en concreto que se esté dando en el aula, y por supuesto teniendo en cuenta el contenido de dicho videojuego puesto que los que son de violencia no deberían nunca promocionarse en el aula.
Por otra parte, cualquier videojuego educativo que sea utilizado de manera eficaz en el aula será una herramiento muy útil en la enseñanza-aprendizaje del alumno, puesto que será un método muy motivador y dinámico para el alumno.

Jesica Rodriguez Fez -

Sobre los videojuegos comentar que todos aquellos que sean educativos, didácticos sin perder la parte lúdica serán un buen recurso para aplicarlo en los centros educativos. Por ello, creo que si tenemos ese tipo de recursos en clase, podemos enseñar a nuestros alumnos y alumnas a contar con recursos tecnológicos como medio de aprendizaje personal.

Claudia Jiménez Cecilio -

La introducción de los videojuegos en la educación es un tema bastante interesante y que da mucho que debatir en la actualidad entre los miembros del sistema educativo.

Personalmente, considero que el éxito extraordinario de los videojuegos y su progresiva implantación entre los niños y jóvenes merece una atención especial, puesto que algo debe haber en este tipo de actividad que atraiga y mantenga de una manera tan intensa el interés de los usuarios. Es aquí donde los docentes deberíamos reflexionar y plantear nuevas formas y métodos de enseñar a nuestros alumnos a través de este medio.
¿Por qué no, aprovechar los videojuegos como un medio más de enseñanza? Partimos de la base de que a la mayoría de los niños estos medios les suscitan interés, curiosidad, motivación etc. Tan sólo va a depender de la intencionalidad y el momento que le asigne el docente a las actividades educativas que pretende conseguir.
Así mismo, el uso de videojuegos en las aulas fomentará una enseñanza en la que los alumnos aprendan de una forma divertida, no sólo de manera individual sino que también se lleven a cabo actividades y juegos educativos en equipo, esto último, sin lugar a dudas conllevaría a una mayor cohesión de grupo.






Anabeth Cerpa Vega -

Creo que es muy buena idea, el hecho de que se incorporen al ámbito educativo los videojuegos.
Desde mi punto de vista, los niños aprenderían más si ven que aprenden mientras se divierten, cosa que sucedería si utilizamos estos a la hora de enseñar.
Asímismo, opino que se debe de incorporar en la educación como un material educativo más, consiguiendo con esto que el niño quiera aprender y se sienta motivado.

Jonatan Quintana Melián -

Creo que los videojuegos se deben de introducir al ámbito educativo.
Considero, que los niños a través de estos se motivan mucho más y por ello aprenderían más y con más énfasis, por lo tanto, le gustaría el hecho de aprender. Consiguiendo con esto una enseñanza en el que el niño además de divertirse, aprende los objetivos que nosotros queremos que alcance.
Por esto, opino que debería de utilizarse como un material educativo más, llevándolo a la práctica con los niños.

Alejandro Ramírez -

Los videojuegos pueden llegar a ser en el proceso de enseñanza-aprendizaje muy importantes, pero eso sí, videojuegos educativos, que enseñen o te ayuden a procesar la información de una manera fácil y divertida.
No podemos generalizar los videojuegos como algo malo porque existan una gran cantidad de ellos cuyo objetivo es matar al otro, robar o pelearse.
Los videojuegos tienen ventajas e inconvenientes, el profesor debe estudiarlos, probarlos y decidir cuáles pueden venirle bien para sus clases, pero sin hacer que toda su docencia se base en poner a los niños delante de pantallas.

Yurena Rodriguez Martel -

En cuanto al tema de los videojuegos en la educación, hay que tener en cuenta que videojuegos son los que utilizamos en el proceso de enseñanza y en que momentos utilizarlos.
Los videojuegos educativos es un material que permite al niño estar motivado durante el proceso de enseñanza aprendizaje, ya que al tratarse de un juego el niño le da más enfasis al hecho de aprender. En mi opinión, pienso que en los colegios se deberia de ir introduciendo este tipo de material de enseñanza e ir combinando el lapiz y el papel con los videojuegos, consiguiendo de esta manera una enseñanza más completa y motivadora para el niño.

Ariadna Suárez Moreno -

Existe una gran cantidad de videojuegos educativos que nos ayudan a mejorar algunas características como la memoria, la capacidad para resolver un problema,la lógica, etc. Por tanto, dependiendo del tipo de videojuego en cuestión considero que sería bastante óptimo llevarlo a la práctica en las escuelas ya que con un uso responsable los niños pueden aprender de ellos, simplemente utilizarlo como un recurso más. No podemos generalizar los videojuegos como algo malo porque existan una gran cantidad de ellos cuyo objetivo es matar al otro, robar o pelearse. Por lo que, como ya he dicho, utilizarlos en el aula es una buena opción siempre y cuando el profesor lo haya estudiado y preparado con anterioridad para que cumpla un determinado objetivo con ello y no abuse de éstos.

Ariadna Pérez Ramírez -

Perdón, el comentario anterior fue escrito por mi, lo que me despisté con el nombre. Así que lo adjunto de nuevo.
El problema de los videojuegos es que los profesores desconocen por completo el funcionamiento de ellos. No conocen ni la mitad de variedad que existen, solo conocen un número pequeño de juegos y a todos se les relacionan con peleas, muertes, carreras de coches, fútbol... Me incluyo en ese grupo que desconoce los videojuegos en su totalidad pero no por ello nos vemos con la autoridad de criticar lo que estos juegos nos presentan. Seguramente existirán muchos videojuegos educativos o no sólo eso, si no juego en el que tambien desarrolles tu memoria, tu lógica, matemáticas etc. El problema es que al igual que pasa que con las nuevas tecnologías, no sacamos nunca provecho de ellos, sólo criticamos su uso o mejor dicho el mal uso por parte de los jóvenes. Si todos nos pusiéramos de acuerdo y los padres, profesores y alumnos jugaran y sacaran partido de ellos probablemente cambiaría la opinión de muchos. Todo es adaptarse y siempre y cuando no se abuse de ellos, pero no porque sean perjudiciales de por sí, si no porque todo en exceso es malo y hay que darle la oportunidad a todos los recursos de los que disponemos.

Anónimo -

El problema de los videojuegos es que los profesores desconocen por completo el funcionamiento de ellos. No conocen ni la mitad de variedad que existen, solo conocen un número pequeño de juegos y a todos se les relacionan con peleas, muertes, carreras de coches, fútbol... Me incluyo en ese grupo que desconoce los videojuegos en su totalidad pero no por ello nos vemos con la autoridad de criticar lo que estos juegos nos presentan. Seguramente existirán muchos videojuegos educativos o no sólo eso, si no juego en el que tambien desarrolles tu memoria, tu lógica, matemáticas etc. El problema es que al igual que pasa que con las nuevas tecnologías, no sacamos nunca provecho de ellos, sólo criticamos su uso o mejor dicho el mal uso por parte de los jóvenes. Si todos nos pusiéramos de acuerdo y los padres, profesores y alumnos jugaran y sacaran partido de ellos probablemente cambiaría la opinión de muchos. Todo es adaptarse y siempre y cuando no se abuse de ellos, pero no porque sean perjudiciales de por sí, si no porque todo en exceso es malo y hay que darle la oportunidad a todos los recursos de los que disponemos.

Marina Falcón Unceta -

Los juegos antes, los videojuegos ahora…
Cada vez que se introducen cosas nuevas en la sociedad se crea un debate, muchos hablan por hablar, y otros por vender. Todo puede usarse para la enseñanza, desde piedras y caramelos para la suma hasta videos para favorecer valores como la empatía o los videojuegos. No se debe abusar de ninguno de ellos, ni de 6 horas al día en el colegio de matemáticas y de 6 horas seguidas jugando frente a una pantalla en casa, pero todos podemos ver como cuando salen juegos como el exitoso “High school musical” muchos niños apartan el clásico juego de pistolas y se levantan del sofá a bailar como los personajes de sus pantallas.
O la Wii, también es un juego al final, y ¿No hace que jueguen juntos padres e hijos por ejemplo? ¿o que hagan que juegan al tenis? Lo que conlleva más deporte que el que de estar leyendo un cómic.
Cuando salieron los juegos educativos también se abrió una polémica y ahora los puzles por ejemplo son usados en prácticamente todos los colegios.
Los videojuegos tienen ventajas e inconvenientes, el profesor debe estudiarlos, probarlos y decidir cuáles pueden venirle bien para sus clases, pero sin hacer que toda su docencia se base en poner a los niños delante de pantallas.

Anónimo -

Los videojuegos forman parte de nuestras vidas, por lo tanto, emplearlos de una forma educativa ayudaría a que los niños se divirtieran aprendiendo, claro está, que no puede ser cualquier videojuego porque al igual que existen videojuegos educativos existen muchos otros que no lo son y encima son violentos.
Ya hace tiempo que existen videojuegos educativos pero la novedad es incluirlos en las escuelas, en un futuro próximo será algo normal como ha sucedido con el uso de ordenadores.

Nicolás Betancor Navarro -

Los videojuegos son una gran herramienta para la educación, pero no me refiero a los videojuegos de entretenimiento, de coches o de guerra, sino a videojuegos educativos. La mejor forma de aprender es jugando y en estos tiempos que corren tenemos esa herramienta a mano, así que ¿por qué no utilizarlos?. Yo creo que dandole más importancia al juego en el periódo educativo, las clases serían mas dínamicas y la educación más divertida.

Rebeca Lorenzo -

Dependiendo de que videojuegos utilices puede este llegar a ser un proceso de enseñanza-aprendizaje muy importante, porque si utilizas videojuegos educativos, estos pueden llegar a ser una forma diferente para que los niños puedan aprender de otra manera, no siempre a través del papel. Pienso que es más fácil que se te queden las cosas mediante imágenes que solo de palabra. Por ejemplo en el colegio que yo estuve de prácticas habían profesores que utilizaban videojuegos para realizar muchas actividades, para que estos se fueran familiarizando con este tipo de método.


Wladimir Hernández Mejías -

Videojuegos...
Supongo que este mera palabra puede llegar a generar un gran debate. Yo puedo decir que siempre me crié con algún videojuego, era y es una forma entretenida donde se desarrolla una serie de habilidades.
Como ya he mencionado en algún otro comentario, los excesos son malos y por supuesto el abuso de esta herramienta también lo es. El niño debe ser capaz de relacionarse y jugar con otros niños, creo que es importante para su desarrollo y autonomía, de ahí que el abuso de esta herramienta retrase u obstaculice dicho proceso.
Después podemos hablar de multitud de videojuegos: educativos, de entreteniento, de socialización... pero esto ya sería otro debate a parte.
Para concluir diré, que sí estoy a favor de los videojuegos, siempre y cuando se haga un uso responsable y no abusivo de ellos. Viva el Tetris!!! ;)

Aday Ramos -

Creo que usar los videojuegos en las aulas es un gran acierto ya que los videjuegos tambien pueden ser educativos y ademas permiten al alumno una gran interactividad y ademas estimula mas a los niños a la hora de aprender.

Nuestra sociedad tiene a los videojuegos como algo negativo pero lo cierto es que si sabemos como usarlos y que videjuegos dar a los niños puede ser una buena forma de enseñanaza

Isaías Suárez Ramírez -

Asi como el docente se tiene que adaptar al uso de las nuevas tecnologías en el aula, lo tendrá que hacer frente a todos sus componentes, y el uso del videojuego es uno de éstos. Hoy por hoy, aún se sigue teniendo la percepción de que el uso de los videojuegos es perjudicial para los adolescentes, pero sin ir más lejos su uso lo podemos ver en diferentes ámbitos: simuladores aereos, militares, de automóviles...

El uso de videojuegos para la educación es un punto interesante a tener en cuenta y que va directamente ligado a las nuevas tecnologías, por lo que habrá que tenerlo en encuenta a la hora de adaptarse a las TIC´s.

Saludos.

Tanausú de León -

La sociedad actual demanda nuevas formas de aprendizaje adaptadas a las nuevas formas de obtener la información y dde su proceso.
Los videojuegos son una gran herramienta a la hora de afrontar la educación, particularmente, en el colegio de prácticas, los profesores utilizaban los videojuegos como un elemento más a la hora de formar a los alumnos, por ejemplo, un juego dondde se avanzaba de fase realizando operaciones aritméticas como la suma o la resta. los niños se lo pasan en grande a la vez que aprenden.

Hugo Medina -

Bajo mi punto de vista, pienso que los videojuegos pueden llegar a ser en el proceso de enseñanza-aprendizaje muy importantes, pero eso sí, videojuegos educativos, que enseñen o te ayuden a procesar la información de una manera fácil y divertida, sobre todo en primaria, donde la mayoría de las veces, los alumnos aprenden más y mejor a través de vídeos, juegos, audiovisuales, etc. Ésto se debe a que, el ser humano recopila mejor la información a traves de imágenes, que a través de la explicación de un docente.
Para terminar, decir que si únicamente nos centramos en videojuegos de guerra, agresividad, muerte, sangre , drogas ó violencia lo único que vamos a transmitir con ellos van a ser actitudes no deseadas.

elvis roberto suárez perdomo -

Los videojuegos como bien indica su nombre son juegos no métodos de aprendizaje para el proceso enseñanza-aprendizaje. Cuando era un niño si nos comportábamos en clase jugábamos al ahorcado, al ajedrez, etc. pero el concepto de videojuego no lo veo como método de educación está claro que parendes jugando pero los videojuegos actuales tienen mayor parte de ocio que de aprendizaje por eso no veo su utilización en la educación quizás el único juego que veo preparado para la educación es el brain-training que es lúdico y educativo, pero juegos como el pro evolution, need for speed, etc donde su mayor es entretener al jugador no lo veo como aprendizaje.

Vanesa León -

Estoy muy de acuerdo con el artículo, pues con los videojuegos los niños se ven implicados y favorecen su desarrollo. La introducción de éstos en todas las edades es importante, pues, a la vez que se divierten, van desarrollando actitudes, destrezas, habilidades y valores que formarán su personalidad.

Cada vez son más los videojuegos que se crean para las edades tempranas implicando al niño/a y haciendo que esa implicación sea propia, ya que si existe motivación habrán más posibilidades de que el alumno aprenda con mayor rapidez y de manera significativa.

Debemos disponer y ofrecerles a los alumnos aquellos videojuegos que tengan como objetivo el aprendizaje de los mismos, creando aspectos motivadores y dejando atrás aquellos otros que llevan consigo la destrucción de la educación.

Normalmente su uso no tiene porqué resultar negativo (como no suele serlo la lectura de libros y revistas o la contemplación de los programas de TV). En todo caso creo que corresponde a la familia y a los educadores la responsabilidad de controlar su utilización para que no interfieran negativamente en los estudios o en su desarrollo personal.

En definitiva, los videojuegos son un elemento más dentro de los actuales "medios" (TV, prensa, libros, vídeos, cine, Internet...) que nos proporcionan distracción, diversión, muchas veces información y generalmente también ciertos aprendizajes (especialmente si se cuenta con una orientación adecuada).

Vanesa Betancor -

MCM
“EL VIDEOJUEGO ES PARTE DE MI ESCUELA”

No podría estar más de acuerdo con el artículo. Supongo que las primeras veces que se utilizaron los televisores como recursos en la educación, los alumnos estaban sorprendidos y los profesores no sabían si sería una buena idea, pero ahí están, es un recurso más y nadie se asombra de verlos en cualquier aula.

Con los videojuegos, al igual que con las NNTT en general, pasa lo mismo. Los profesores tienden a desaprobarlos y ni se les plantea usarlos como otro recurso más en las aulas.

Esto se da, principalmente, por un desconocimiento de los mismos y por la falta de reciclaje que tienen estos profesionales, que piensan que introducirlos en la escuela sería sinónimo de “desastre”.

Recuerdo cuando en los primeros años de primaria sólo podía utilizar lápices para escribir. Para mí fue una gran alegría cuando nos permitieron comprar bolígrafos: uno azul, otro rojo y otro negro, ¡todos para mí! Parece un poco irreal pero así fue, incluso creo que durante largo tiempo hacía todos los deberes según llegaba a casa.

¿Por qué no puede pasar lo mismo con los videojuegos?

Está claro que si nos formamos y fundamos un buen uso de ellos nos pueden ayudar en nuestra tarea como educadores, ya que dispondremos de otro novedoso recurso que les puede y nos puede hacer “la vida” mucho más fácil, es cuestión de intentarlo.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres